Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Arabia Saudí comenzará a solicitar ofertas en las próximas semanas para la primera fase de un ambicioso programa de energía renovable que requerirá la inversión de entre 30.000 y 50.000 millones de dólares, ha anunciado el ministro de Energía, Khalid Al-Falih.

El mayor productor de la OPEP planea generar cerca de 10 gigavatios (GW) de energía renovable, principalmente solar y eólica, para el 2023, dijo en una conferencia de energía en Abu Dabi.

khalid-al-falih
Khalid Al-Falih, ministro de Energía saudí.

La primera licitación puede ser de 700 megavatios de capacidad con un coste de alrededor de 700 millones de dólares, de acuerdo con Roberto de Diego Arozamena, CEO  de la compañía saudí Abdul Latif Jameel Energy, que tiene previsto hacer una oferta para el contrato.

Arabia Saudí planea para el año 2030 producir el 70% de su energía a partir de gas natural y el 30% restante de energías renovables y otras fuentes, dijo Al-Falih. Lo que no dijo fue cuánta capacidad renovable licitará el país en las próximas semanas, ni cuántas plantas nucleares entrarán en funcionamiento.

El reino se halla con los exportadores de crudo luchando contra los déficits presupuestarios originados por la caída de los precios del petróleo de los dos últimos años. La construcción de más plantas de energía solar y el desarrollo de una industria nuclear forma parte de un plan más ambicioso que el príncipe Mohammed bin Salman anunció en abril para diversificar su  economía y no depender tanto de las ventas de crudo como principal fuente de ingresos públicos.

El objetivo de 10 gigavatios es “sólo el comienzo”, dijo Al-Falih. “En estos momentos no soy capaz pronosticar la capacidad renovable que alcanzaremos en 2050”.

Planes nucleares

La meta para aumentar la capacidad de las energías renovables en los próximos siete años es alcanzable, y el inicio del proceso de licitación es una señal de que Arabia Saudita se está tomando en serio lograr el objetivo, dijo De Diego Arozamena en una entrevista en Abu Dabi.

Arabia Saudita también se está moviendo para desarrollar energía nuclear, sector en el que tiene la intención de construir dos reactores con una capacidad combinada de 2,8 GW, dijo Al-Falih. El país se encuentra actualmente en la etapa de ingeniería básica y de diseño de sus plantas nucleares.

La única planta solar del país en funcionamiento, además de un proyecto piloto más pequeño, es una instalación de 10 megavatios Saudi Arabian Oil Co., de propiedad estatal, conocida como Saudi Aramco. La eléctrica nacional, Saudi Electricity Co., está buscando ofertas por dos plantas para generar un total combinado de 100 megavatios.

Arabia Saudí antes tenía objetivos a largo plazo para la energía renovable, cuando los precios del crudo eran casi el doble de su nivel actual. Su programa solar inicial preveía invertir más de 100.000 millones de dólares en proyectos para producir 41 gigavatios de energía para el año 2040. En enero de 2015, el gobierno retrasó una década la fecha límite para cumplir con ese objetivo, argumentando que necesitaba más tiempo para evaluar la relevancia de estas tecnologías.

El programa solar actual de Arabia Saudita es viable, dijo Francesco Starace, director ejecutivo de la eléctrica italiana Enel, que quiere participar en proyectos de energías renovables allí. Arabia Saudita “no tiene ningún problema para conseguir financiación si las reglas básicas están bien definidas”, dijo en una entrevista en Abu Dabi.

 

 

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

Diez − Ocho =