El directivo de Volkswagen Oliver Schmidt se declara culpable por el ‘diéselgate’

0
Un técnico mide un motor de Volkswagen. FOTO: EFE.
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

El responsable de Compliance del consorcio automovilístico Volkswagen en Alemania entre 2014 y marzo de 2015, Oliver Schmidt, detenido por el FBI estadounidense por su supuesta vinculación con el caso del software, se ha declarado culpable esta viernes en el Tribunal del Distrito de Detroit (Michigan).

A través de este acuerdo de declaración de culpabilidad, Schmidt se enfrenta a siete años de prisión y a una multa que oscilará entre los 40.000 y los 400.000 dólares (entre 36.363 y 363.363 euros al cambio actual), después de que admitiera conspirar para saltarse la normativa de Estados Unidos y para violar las leyes de calidad del aire del país.

Tras esta declaración, el Tribunal del Distrito de Detroit dictará sentencia el próximo 6 de diciembre. El grupo automovilístico alemán se declaró culpable el pasado mes de marzo de tres cargos criminales a través de un acuerdo, con el fin de resolver los cargos relacionados con haber instalado un software ilegal en algunos vehículos diésel que alteraba las emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx).

A principios de año, Schmidt fue acusado de once cargos criminales y los fiscales federales indicaron que se enfrentaba a un máximo de 169 años de cárcel. Como parte del acuerdo de declaración de culpabilidad, los fiscales acordaron retirar la mayoría de los cargos.

La compañía señaló que continúa cooperando en las investigaciones del Departamento de Justicia de Estados Unidos sobre la conducta de diferentes individuos y afirmó que no sería apropiado comentar nada en relación con investigaciones en curso o hablar de asuntos personales.

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

cinco × 2 =