Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Este domingo, eldiario.es publicó la siguiente información: El gigante francés EDF se une a la avalancha de denuncias contra España por las renovables. En dicha información, se dice que la demanda del gigante energético estatal francés está recogida en una resolución del IDAE por la que se adjudica un servicio de asistencia especializada al Ministerio de Industria, Energía y Turismo y a la Abogacía General del Estado para apoyo a España “en los procesos arbitrales en relación con la regulación del sector de las energías renovables al amparo de la Carta Europea de la Energía”.

Una demanda que no está inscrita en el CIADI, donde están 27 demandas de inversores internacionales, ni en ningún otro tribunal de arbitraje como puedan ser Uncitral o el de la Cámara de Comercio de Estocolmo.

Es más, incluso en la web de la Carta de la Energía, tampoco se refleja el caso de EDF contra España. Y sí otras de la empresa estatal francesa, o la treintena de casos contra España. ¿Estamos ante una demanda fantasma? ¿Por qué no se sabe nada de esta demanda? Tanto el Ministerio de Energía como EDF no han querido dar respuesta a estas preguntas.

Pero según ha podido comprobar El Periódico de la Energía, la demanda fantasma de EDF no es la única. Por ejemplo, en otra resolución del IDAE se ve que han contratado los servicios de una consultora para apoyar al Ministerio y a la Abogacía del Estado en los procesos arbitrales en relación con la regulación del sector de las energías renovables, al amparo de la carta europea de la energía. Se trata del caso de Green Power.

No dice nada más sobre esta empresa. Pueden ser dos compañías, Green Power Tech o el gigante italiano Enel Green Power. Y claro, esta demanda no está registrada en el Ciadi ni en la web de la Carta de la Energía. Otra demanda fantasma. Tampoco la web del IDAE te deja ver la convocatoria del concurso a estas alturas para saber el nombre real de la empresa.

Pero hay más, una incluso más reciente. Sería el caso de Eurowind. En este caso el IDAE no ha contratado todavía los servicios de consultoría, sino que ha convocado a la firmas para que se presenten en concurso junto al caso de Portigon, la última empresa que demandó a España en el Ciadi el pasado mes de mayo tras conocerse el laudo a favor de las termosolares de Eiser.

Según el pliego de condiciones, se trata de la empresa FREIF Eurowind Holdings Ltd., con sede en Londres. Pero no se sabe nada más de esta compañía y sus activos de renovables en España. Lo único que se acerca a esta compañía financiera al mundo renovable es que tiene la sede en el mismo edificio que la empresa First Reserve, uno de los mayores fondos con inversiones en renovables de todo el mundo. Además, las iniciales de First Reserve coinciden con las de FREIF y podría ser algo así como First Reserve Eurowind.

Dicha demanda tampoco se encuentra en el IDAE ni en la Carta de la Energía, por lo que estamos hablando de otra demanda fantasma más. Y seguramente haya más casos como estos, por lo que el número de demandas contra España por el hachazo a las renovables sea aún mayor que lo que reflejan los tribunales de arbitraje.

 

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

uno + catorce =