Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

El Gobierno prepara una nueva ayuda a la industria electrointensiva. Los grandes consumidores de energía, acogidos en su mayoría en la Asociación de Grandes Consumidores de Energía AEGE, percibirán a partir del próximo año unos 150 millones de euros como compensación por soportar los costes de las primas a las renovables.

Así lo demuestra las Disposición Adicional 111ª de los Presupuestos Generales del Estado (PGE), Compensación por costes adicionales derivados de la financiación del apoyo a la energía eléctrica procedente de fuentes renovables.

Según adelanta el periodista Sergio de Otto en un blog de la Fundación Renovables en el portal 20 Minutos, “se habilita al Gobierno, a iniciativa del Ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital y previo informe de la Comisión Delgada del Gobierno para Asuntos Económicos, a establecer un sistema de ayudas a las industrias que se determinen conforme al apartado segundo, para la reducción del coste de la promoción de la generación de electricidad a partir de fuentes renovables que soportan”.

La disposición dice en un segundo punto que el colectivo de empresas que podrán acceder a estas ayudas se determinará reglamentariamente atendiendo a la intensidad del uso de la electricidad y la intensidad del comercio con terceros países y dentro de los límites previstos en las directrices sobre ayudas estatales en materia de protección del medio ambiente y energía 2014-2020.

Fuentes internas de AEGE aseguran a este diario, “este tipo de medidas de compensación ya se aplican en otros países como Francia y Alemania, a los consumidores de gran consumo de electricidad, siguiendo las directrices de la Comisión Europea sobre ayudas estatales en materia de protección del medio ambiente y energía 2014-2020”.

Se trata pues de una de las ayudas que reclamaba el sector electrointensivo desde hacía ya años. El Gobierno pondrá los 150 millones de euros a través de una nueva partida vía PGE, y que formará parte de los presupuestos de la Secretaría de Estado de Energía.

 

Desde la patronal AEGE aseguran que “nos alegra que el Gobierno adopte este tipo de medidas para lograr un precio eléctrico competitivo para la industria electrointensiva española, que les permita seguir operando e invirtiendo en nuestro país”.

Cabe recordar que la industria electrointensiva ya percibe una serie de ayudas a través de un mecanismo denominado interrumpibilidad del sistema eléctrico por el que perciben 550 millones de euros anuales por si tuviesen que parar su producción en caso de necesidad del sistema eléctrico.

Entre los grandes consumidores de energía de este país se encuentran empresas de la talla de Arcelor, Celsa, Alcoa, Asturiana de Zinc, Ferroatlántica, Solvay, Atlantic Copper, Air Liquide, Ercros, etc. En total, 27 grupos empresariales que tienen un consumo eléctrico que representa la mitad de sus costes de producción.

Esta medida, junto a los 50 millones de euros que dejará de pagar la gran industria, sobre todo la del País Vasco, por la nueva rebaja de la tarifa eléctrica que ha conseguido el PNV en los PGE, son las dos grandes medidas que el Ministerio de Energía ha conseguido sacar del sistema para llevárselo a los PGE.

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

20 + 9 =