El sistema gasista español recurre a los almacenes subterráneos ante el repunte de demanda por la ola de frío

0
Almacén subterráneo de gas.
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

El sistema gasista está recurriendo al gas guardado en los almacenamientos subterráneos como medida de flexibilidad para hacer frente al repunte de demanda provocado por la ola de frío que azota España, indicaron a Europa Press en fuentes del sector.

Esta medida se adopta en un momento en el que el operador del sistema gasista, Enagás, prevé para este miércoles un récord en el consumo de gas. Si su pronóstico para el día era de 1.438 gigavatios hora (GWh), durante la mañana ya ha tenido que elevarlo a 1.478 GWh, lo que, de confirmarse, rebasará el máximo diario de 1.445 GWh marcado el pasado mes de diciembre.

España dispone de tres almacenamientos subterráneos, que son los de Gaviota, Serrablo y Yela, que guardan unos 5 bcm (5.000 millones de metros cúbicos) de gas. La demanda nacional ronda los 35 bcm y estos almacenamientos están concebidos precisamente para ejercer de colchón frente a situaciones como la actual.

Las fuentes señalan que la primera herramienta de flexibilidad utilizada en enero para afrontar el escenario actual ha sido recurrir a estas infraestructuras, que se presentan como un “pilar importante en la seguridad de suministro”.

El gas se ha convertido en una pieza clave para evitar apagones eléctricos y garantizar el suministro. Las centrales de carbón, especialmente contaminantes, están entrando antes en el ‘pool’, pero no son suficientes para cubrir la demanda ante la escasez de agua y viento, de modo que el gas está evitando problemas de cobertura.

Además, las plantas de regasificación se están convirtiendo en infraestructuras críticas para el sistema, en un momento en el que los suministros procedentes de Argelia están sufriendo problemas técnicos que afectan a varios países de Europa, incluido España.

“Las plantas de regasificación están siendo claves para atender la demanda. Está llegando menos gas de Argelia y los comercializadores están trayendo gas en GNL (gas natural licuado) a las plantas de regasificación desde otros orígenes como son EEUU, Perú, Trinidad o Qatar, acudiendo al mercado spot de GNL“, explican las fuentes.

Aparte de los almacenamientos subterráneos, otra herramienta de flexibilidad para los usuarios del sistema gasista han sido las conexiones internacionales con Europa, puesto que en algunos casos han compensado con mayores importaciones desde Francia y menores exportaciones a Portugal.

Además, se está dando más uso a las conocidas como MS-ATR, esto es, a las transacciones bilaterales, en las que se aprecia un mayor número de operaciones. Que es gas es un ‘back up’ del sistema energético “no era una teoría”, sino que ahora se está “viendo clara” su función.

Situación excepcional

Enagás emitió ayer una nota de operación en la que prepara el sistema gasista para lo que califica como “situación excepcional” provocada por la ola de frío. El operador ha decidido aplicar el Plan de Actuación Invernal diseñado por el Gobierno.

Las temperaturas previstas provocan incrementos de demanda convencional en torno a 1.000 GWh entre el 18 y el 23 de enero respecto a los valores previstos en la programación mensual, o unos 176 GWh adicionales al día. La situación excepcional se ha activado a las 6.00 horas de este miércoles.

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

4 + 3 =