Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

El cómodo reinado de de los módulos de silicio multicristalino puede verse amenazado en breve por las tecnología de teluro de cadmio. La eficiencia de esta última tecnología está avanzando a pasos agigantados. El pasado mes de febrero First Solar lograba alcanzar en su laboratorio una eficiencia del 21,2%, acercándose cada vez más a los récords de eficiencia de los miembros del selecto club de compañías que como SolarCity, SunPower y Panasonic, ya han superado la barrera del 22%. La marca ha sido certificada por el Laboratorio Fotovoltaico (PV Lab) del Centro de Aplicaciones y Tecnología de la Corporación Newport (TAC).

SolarCity asegura que sus módulos fotovoltaicos para azoteas son los más eficientes del mundo. La empresa cuenta con paneles de una eficiencia del 22,04% medida por el el Renewable Energy Test Center. La californiana SunPower ha reivindicado para su último módulo de la serie X un nuevo récord de eficiencia del 22,8%, en un desarrollo que, según dice, ayudará a los propietarios a producir más energía solar a partir de una superficie más reducida. El nuevo registro ha sido verificado por el Laboratorio Nacional de Energía Renovable (NREL).

La última en reclamar la corona por el título de la eficiencia energética para sus módulos solares ha sido Panasonic, que el pasado mes de marzo establecía un nuevo récord del 23,8% con un módulo de 11,5 centímetros cuadrados de su tecnología HIT en su laboratorio de investigación.

Este mes, First Solar anunció que sus células podrían alcanzar una eficiencia del 24% dentro de dos años y que en aplicaciones del mundo real sus paneles podrían alcanzar una eficiencia del 19% dentro de tres años. El teluro de cadmio resulta especialmente eficiente en zonas cálidas y húmedas, como el sudeste de Estados Unidos y Asia meridional, áreas donde se espera que se produzca una buena parte del crecimiento del mercado solar a escala de red durante los próximos años.

Centrándose en mejoras de eficiencia e innovaciones de fabricación, First Solar ha triunfado donde otros fabricantes de paneles solares de teluro de cadmio han fracasado. En 2013, First Solar adquirió la tecnología de General Electric después de que la empresa cancelara sus planes de construir una fábrica de 300 millones de dólares en Colorado (EEUU).

Espadas en alto

Y la batalla tecnológica en este mercado está en pleno fragor. Durante los tres últimos años, First Solar ha realizado grandes inversiones en sus instalaciones de I+D. Mientras que el mercado solar actual está dominado por células de silicio, First Solar fabrica células de película fina (menos gruesas y más flexibles que las convencionales de silicio) hechas de un compuesto de dos elementos: cadmio y telurio. La empresa de Arizona apuesta por que las células de teluro de cadmio puedan ser mucho más eficientes en la conversión de la energía procedente del sol en electricidad.

la fina de teluro de cadmio de First Solar.
la fina de teluro de cadmio de First Solar.

Mientras First Solar fijaba su nuevo récord de eficiencia de las células de película fina de teluro de cadmio en el 22,1% con dispositivos fabricados en su laboratorio de investigación, sobre el terreno, las células de First Solar han alcanzado una eficiencia de casi el 17%, comparable con el rendimiento de los paneles basados en silicio. Mientras que el silicio ha sido tradicionalmente más eficiente que el teluro de cadmio, los últimos resultados de First Solar indican que sus células podrían estar en condiciones de superar en breve al silicio.

Los avances de First Solar con el teluro de cadmio se han producido en medio de una crisis que ha engullido a muchas empresas solares tras el colapso de SunEdison. A pesar de que el 2015 ha sido el mejor año de la industria fotovoltaica, las acciones de importantes desarrolladores solares como Sunrun y SolarCity han perdido casi la mitad de su valor durante los últimos meses.

Por el contrario, las acciones de First Solar, se han revalorizado un 17% tras publicar sus resultados de 2015, que arrojaron unas ventas de 3.166 millones de euros y un beneficio de 480 millones. Fundada en 1999, First Solar no solo fabrica paneles solares sino que también desarrolla y opera plantas fotovoltaicas.

Durante la última década, mientras los fabricantes chinos impulsaban la reducción de costes de los paneles First Solar ha realizado una fuerte inversión en sofisticadas y caras tecnologías de células solares. La empresa destina alrededor del 4% de sus ingresos a I+D, casi el doble que la media de la industria.

Incluso mientras la industria se ha centrado en células solares basadas en el silicio multicristalino, que ahora ocupan casi el 95% del mercado, First Solar se ha mantenido fiel al teluro de cadmio como componente básico de su tecnología de película fina. Y, a diferencia de SolarCity, que está construyendo una planta de casi 670 millones de euros para fabricar células solares de silicio en Búfalo (EEUU), First Solar se centra en el mercado para plantas fotovoltaicas a escala de red en lugar del mercado solar residencial. La batalla continúa y promete ser muy interesante.

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

4 Comentarios

  1. Espero que no. Ahora que casi eliminamos el mercurio de las lámparas nos viene el cadmio en los captadores.
    Lo dicho, se acaba la verea y sigue el tonto.

  2. Hola, como siempre muchas gracias por la info tan interesante. Me gustaría que se ampliase este hilo comentando (o citando si ya lo has hecho) sobre los aspectos ambientales relacionados con este material que usa Fisrt Solar, incluso una pequeña comparativa con el Silicio. Un saludo!

  3. abelgp , aquí te puedes deleitar.
    http://firstsolar.com/en/About-Us/Corporate-Responsibility/Environmental-Impact
    En cuanto al tema del cadmio, se trata de CD+TE, y salvo que sometas el material una temperatura inalcanzable en el mundo real, es imposible liberar el cadmio. El CDTE no es tóxico.
    Lo mismo sucede con el Plomo, más peligroso, que contienen los millones de paneles cristalinos instalados en nuestro planeta hoy, y que solo los últimos modelos de paneles están eliminado.
    Existen informes de la CE explicando que el producto es 100% seguro. El “bulo” de su toxicidad lo divulgaron competidores desesperados ante la supremacía de la tecnología…En fin.
    Por otra parte, como accionista de FS os puedo decir que es el mejor activo en el que he invertido en muchos años. Sin hacer dumping se ha mantenido en la cabeza del sector y dando beneficios…Es una empresa a tener muy muy presente.

Dejar respuesta

13 − uno =