Holanda sopesa importar gas ruso pese a que la UE quiere reducir la dependencia

0
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail
A view of a gas production plant is seen in 't Zand in Groningen
Planta de gas en Groningen, Holanda.

El ministro de Economía de Holanda, Henk Kamp, ha dicho que considera una opción importar gas de Rusia para compensar la reducción de la explotación del yacimiento de Groningen (norte del país), pese a que la UE acaba de presentar un plan dirigido a limitar la dependencia energética de Moscú.

Las importaciones de gas ruso son “una opción”, según señaló Kamp en una entrevista con el diario holandés Algemeen Dagblad, en la que también apuntó como salida la compra de gas licuado de otros países. “El gas puede ser importado a través de gasoductos procedentes de Rusia o en forma líquida por medio de cisternas de otros países”, sostuvo Kamp.

Holanda ha decidido recientemente disminuir la explotación de su yacimiento de Groningen a raíz de los temblores de tierra que ha provocado la extracción, y busca vías para compensar esa pérdida de producción.

Kamp argumenta que el caso de Holanda es distinto al de otros Estados miembros altamente dependientes del suministro de combustible ruso, y cita en concreto a Alemania, que compra a Moscú un 30% del gas que consume.

En opinión del ministro, para Holanda, el gas ruso solo vendría a completar el mix energético del país sin convertirlo en dependiente. Holanda ya importó en 2014 hasta 3.700 millones de metros cúbicos de gas de Rusia.

El anuncio sorprende porque se produce justo en un momento en el que el tránsito de gas hacia la UE se ha vuelto a ver amenazado por la última disputa comercial gasística entre Rusia y Ucrania, que finalmente se saldó este lunes con un acuerdo que solo garantiza el suministro hasta finales de mes.

El bloque comunitario compra a Rusia el 39% del gas que consume y más del 10% de ese total llega a la UE por gasoductos ucranianos.

La Comisión Europea presentó el pasado 25 de febrero su nueva estrategia para crear una verdadera “Unión Energética”, reducir la dependencia de las importaciones rusas y reforzar las interconexiones en países que, como España, están aislados del resto del mercado europeo.

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

16 + 15 =