Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

California ha alcanzado temperaturas récord en los últimos días, cuando una ola de calor barrió el estado, abanicando las llamas del incendio forestal más grande que Los Angeles (LA) ha visto en décadas. El clima inusualmente cálido lleva la marca del cambio climático, que está provocando olas de calor récord en todo el mundo.

Mientras que los políticos en otros lugares se burlan del cambio climático, los funcionarios de Los Ángeles están abordando el problema con un plan radical para reducir la temperatura de la ciudad. El alcalde Eric Garcetti tiene la intención de reducir la temperatura promedio en LA en 3 grados F ( aproximadamente 1 grado Celsius) durante las próximas dos décadas. Como parte de ese esfuerzo, las calles de LA están recibiendo una nueva capa de pintura.

Las ciudades son propensas al recalentamiento, debido al llamado efecto isla de calor urbano. Las ciudades tienden a tener pocos árboles que proporcionan sombra y están cubiertas de pavimento negro, que absorbe el calor del sol. Piense lo que distinto que es usar una camisa oscura frente a una camisa blanca en un día soleado. Una camisa negra absorbe la luz, calentándola. Pero una camisa blanca refleja la luz, manteniéndola fresca.

Las ciudades densamente pobladas tienden a ser más cálidas que las áreas circundantes.
Las ciudades densamente pobladas tienden a ser más cálidas que las áreas circundantes.

La temperatura media en una ciudad de un millón o más personas puede ser cerca de 2 grados C más calurosa que las áreas circundantes (ver gráfico). Esos dos grados adicionales pueden convertir un día caliente de incómodo en mortal. A medida que suben las temperaturas, las ciudades serán un lugar especialmente peligroso para estar durante una ola de calor, ya que el clima sofocante amenaza el agotamiento por el calor, entre otras enfermedades. Para proteger la salud pública, los funcionarios de la ciudad van a hacer la ciudad más fresca.

Como parte de ese esfuerzo, Los Ángeles está recubriendo sus carreteras con CoolSeal, una pintura gris que mantiene calles y estacionamientos 10 grados más fríos que el asfalto negro. Los ingenieros desarrollaron el material para las bases aéreas militares para mantener los aviones de espionaje frescos mientras descansan en la pista. Esto puede ayudarles a evitar ser detectados por las cámaras infrarrojas montadas por satélite, que miden el calor.

501146-coolseal-lastreetservices

CoolSeal ayudará a los angelinos a ahorrar dinero durante el verano, cuando el aire acondicionado dispara las facturas eléctricas. Y salvará vidas reduciendo las temperaturas y mejorando la calidad del aire. El clima caliente empeora la contaminación del aire convirtiendo los gases del tubo de escape del coche en smog (nube baja formada de dióxido de carbono, hollines, humos y polvo en suspensión que se forma sobre las grandes ciudades), lo que puede hacer la vida imposible a las personas con asma y otras afecciones respiratorias.

Por supuesto, LA tendrá que hacer más que pintar sobre algunas calles para refrescar la ciudad. Los angelinos también tendrán que plantar más árboles y aplicar pintura blanca a los tejados -por lo menos los que no están cubiertos con paneles solares-. Mientras que LA es una ciudad pionera de calles reflexivas, otras ciudades, como Nueva York, ya están experimentando con tejados reflectantes o, como Melbourne , bajando la temperatura plantando árboles. LA no está sola en su esfuerzo por mantenerse fresca.

“Este es un desafío urgente, y es mucho más grande que una persona”, dijo el alcalde Garcetti en una declaración reciente . “El cambio climático es un hecho que la gente vive cada día en Los Ángeles y ciudades de todo el mundo”.

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

3 × dos =