Los Veintiocho acuerdan prorrogar el sistema de comercio de emisiones para la aviación

0
Un avión contamina tras hacer la maniobra de despegue.
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Los gobiernos de los países miembros de la Unión Europea han acordado prorrogar el sistema europeo de comercio de emisiones (ETS) para el sector de la aviación tal y como existe en la actualidad, así como preparar la implementación del mecanismo global acordado en el seno de la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI) que se aplicará a partir de 2021.

En concreto, los Veintiocho han fijado a nivel de embajadores su posición negociadora con el Parlamento Europeo, que todavía debe establecer su posición de cara a las conversaciones.

El objetivo es aprobar la extensión antes del final de año para evitar un “vacío legal” con respecto al cumplimiento de la legislación del sistema ETS en 2017 y para garantizar la certidumbre tanto para las compañías aéreas como para las autoridades competentes. Las fechas de comunicación y de entrega de los derechos para las emisiones de 2017 serían el 1 de abril y el 1 de mayo de 2018, respectivamente.

Si finalmente se aprueba la propuesta que Bruselas presentó en febrero, la UE mantendrá el sistema que se aplica en la actualidad y que incluye sólo los vuelos entre dos aeropuertos del bloque comunitario y excluye a aquellos otros que proceden o parten a terceros países.

Hacia un Acuerdo internacional

El objetivo es preservar este mecanismo hasta que se comience a aplicar el acuerdo internacional para la reducción de emisiones de CO2 en la aviación que se alcanzó en la OACI en octubre del año pasado.

Este acuerdo prevé la creación de un mecanismo de mercado global mediante el cual se obligará a las compañías aéreas que superen las emisiones asignadas a adquirir derechos de emisión equivalentes o a establecer determinadas iniciativas compensatorias

La primera fase piloto de su aplicación se desarrollará desde 2021 hasta 2023, seguida de una segunda fase, de 2024 hasta 2026. La participación en estas dos primeras etapas será voluntaria y la siguiente fase de 2027-2035 sería obligada para todos los Estados miembros. La UE se comprometió a unirse al mecanismo desde la primera fase voluntaria.

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

dieciseis − dieciseis =