Navantia comienza en Puerto Real una subestación eléctrica para Iberdrola

0
Astilleros de Navantia en Cádiz.
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

El astillero de Navantia en Puerto Real (Cádiz) ha iniciado esta mañana el corte de acero de la subestación eléctrica del parque eólico marino East Anglia One que la compañía Iberdrola construirá en Reino Unido.

Según ha informado la empresa naval, el acto celebrado en la factoría gaditana este mediodía ha consistido en el corte correspondiente a la cubierta de cable de la nueva infraestructura.

El alcance del contrato incluye la construcción de un módulo ‘Top Side’, y su estructura soporte (jacket) en el astillero de Puerto Real y el soporte “offshore” para la conexión y puesta en marcha en el Mar del Norte.

El proyecto supone para Navantia una mano de obra estimada, de media, de 350 personas, aunque con picos de hasta 600 durante los próximos 18 meses.

Esta nueva adjudicación, junto con el contrato de fabricación en Ferrol de 42 jackets para el mismo parque, representa, según la empresa, “un gran paso en la consolidación de Navantia en el sector eólico marino”.

Gracias a una inversión de casi 3.000 millones de euros, East Anglia One será uno de los parques eólicos marinos más grandes del mundo cuando entre en funcionamiento, en el año 2020.

La instalación de Iberdrola podrá atender el suministro de energía eléctrica de más de 500.000 hogares ingleses.

El alcance del contrato, valorado en casi 65 millones de euros, incluye la construcción de la subestación, su estructura soporte (jacket) en el astillero de Puerto Real y el soporte “offshore” para la conexión y puesta en marcha en el Mar del Norte.

Este parque, el tercero de estas características que Iberdrola pondrá en marcha en el mundo, dispondrá de los mayores aerogeneradores existentes hasta la fecha, de 7 MW de potencia unitaria y cuya altura total alcanza los 235 metros.

Navantia sostiene que “la magnitud de esta iniciativa no tiene precedentes en la industria renovable española”.

De hecho, el área que ocupará el parque eólico superará los 300 kilómetros cuadrados, el equivalente a 30.000 campos de fútbol; el cable que llevará toda la energía desde el parque a tierra firme será de 85 kilómetros (distancia entre Madrid y Toledo); la superficie de la subestación será de 1.144 m2 (el tamaño del madrileño estadio Vicente Calderón); y las palas del aerogenerador tendrán 75 metros de longitud cada una.

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

2 × 1 =