Navantia finaliza la construcción del primer ‘jacket’ del parque eólico marino de Wikinger para Iberdrola

0
Panorámica del jacket realizado por Navantia para el parque eólico Wikinger de Iberdrola.
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail
Panorámica del jacket realizado por Navantia para el parque eólico Wikinger de Iberdrola.
Panorámica del jacket realizado por Navantia para el parque eólico Wikinger de Iberdrola.

La empresa naval pública Navantia ha finalizado en las instalaciones del astillero de Fene la construcción del primero de los 29 ‘jackets’ que tiene previsto materializar para el parque eólico marino de Wikinger, que se instalará en aguas del Mar Báltico, en zona de jurisprudencia de Alemania, por encargo de la empresa eléctrica española Iberdrola.

Además, en las instalaciones de Perlío también estaba previsto para este martes el iniciar el montaje final de la segunda de las unidades de estas grandes estructuras, de más de 40 metros de altura, pero ha tenido que ser suspendida debido a las condiciones climatológicas, con rachas de vientos superiores a los 70 kilómetros por hora, límite fijado para poder operar con la gran grúa pórtico de la antigua Astano.

Según ha asegurado el director del proyecto Wikinger, el ingeniero Raúl Rico, “se están cumpliendo los plazos previstos, con una actuación iniciada hace seis meses” y con el convencimiento de que “se completará en encargo de los 29 “jackets” en el tiempo fijado, agosto de 2016″.

Además, Rico ha trasladado que las previsiones estiman “la materialización de cuatro de estas estructuras cada mes a partir de este momento y que los traslados de las mismas se realizarán entre los meses de junio y agosto”.

En cuanto a la generación de empleo aportado por esta obra, Rico ha reseñado que el proyecto total ocupa a unos 650 operarios, “de los cuales unos 150 están en las instalaciones de Windar en Avilés (Asturias) y unos 500 en el astillero de Fene”, añadiendo otros 200 trabajadores una vez iniciado el también proyecto de eólica marina Hywind, para la empresa noruega Statoil, “una obra de la que yo no soy responsable pero que conozco por lo que me comentan mis compañeros”, ha abundado.

Los ‘jackets’ una vez finalizados serán almacenados en diferentes zonas del astillero de Fene hasta el momento de su embarque, en junio, “esperando tener para aquel entonces más de 20 unidades ya finalizadas” y completando su envió a través de ocho traslados.

La primera de las estructuras ha sido transportada en solitario, en una barcaza, mientras que los siguientes envíos, hasta siete, se harán en un buque “heavy lift”, con hasta cuatro unidades abordo.

El mayor andamio de España

Entre los hitos logrados por esta obra, el director del proyecto también ha destacado que “se ha instalado el andamio autoportante más alto que se ha fabricado hasta la fecha en España, estando previsto instalar también una segunda unidad” para dar servicio a las otras dos zonas de ensamblaje.

Este contrato fue firmado el 18 de diciembre de 2014, y comprende tanto la fabricación de 29 ‘jackets’ en el astillero de Fene, como la fabricación de una subestación eléctrica en las instalaciones también de Navantia en la Bahía de Cádiz.

La empresa asturiana Windar, perteneciente al grupo Daniel Alonso, con sede en Avilés (Asturias), también participa como socio tecnológico, compartiendo instalaciones en Fene, y supone para este astillero una carga de trabajo de entorno a las 900.000 horas.

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

Once − 3 =