Sin reducción de costes energéticos, no hay reindustrialización

1
Soria, Cristeto y los empresarios durante la presentación de la agenda de mejora de la industria. FOTO: Minetur.
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail
Soria, Cristeto y los empresarios durante la presentación de la agenda de mejora de la industria. FOTO: Minetur.
Soria, Cristeto y los empresarios durante la presentación de la agenda de mejora de la industria. FOTO: Minetur.

Este martes el ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, ha presentado la Agenda para el fortalecimiento de la Industria en España, un plan con el que se pretende reindustrializar España y convertir a la industria en el verdadero motor económico del país. Con un lleno hasta la bandera, Soria, junto a la secretaria de Estado de Industria, Begoña Cristeto, y acompañados de empresarios de primer orden como José María Álvarez Pallete, CEO de Telefónica, Jorge Sendagorta, presidente de Sener, o el directivo de Renault, José Vicente de los Mozos, presentó el nuevo plan de reindustrialización con una sonrisa entre oreja y oreja. No era para menos. En el auditorio del Ministerio estaban representantes de toda la industria, de las patronales, sindicatos y empresarios que han colaborado en el  plan. Cientos de personas que arroparon al Gobierno en la presentación, más por sus intereses que por querer escuchar durante dos horas cómo está de mal su situación y lo que pretende hacer el Gobierno para dejar de estarlo.

Tanto Soria como la secretaria de Estado sacaron pecho por la participación de todos los agentes sociales en el proceso de esta agenda, pero no todo lo que brilla es oro. Por ejemplo, los sindicatos no han participado en ningún debate. “El Ministerio se puso en contacto con nosotros para presentarles nuestras propuestas de mejora de la industria, se las enviamos y ya está. No ha habido más comunicación, ni hemos participado en ningún debate. El Ministerio ha cogido las propuestas y luego ha hecho lo que entiende que es mejor, pero eso no significa que hayamos participado como nos hubiera gustado”, ha asegurado Carlos Romero, secretario general de MCA-UGT a este diario. “En definitiva, mal y tarde”, asintió el sindicalista.

La colaboración de todos se resume en enviar las propuestas a Industria y poco más. Es cierto que la secretaria de Estado se ha reunido con algunas empresas y patronales para tomar pulso y ha escuchado sus reivindicaciones por activa y por pasiva en otros foros. Pero tanto como sacar pecho de que el plan cuenta con la aprobación de todos es demasiado. Será de puertas hacia dentro.

Por ejemplo, el presidente de una patronal importante comentó a El Periódico de la Energía hace unos días que también enviaron las propuestas pero que poco más. Y encima casi todas ellas iban encaminadas para tener en España una energía más competitiva. Algo que a corto plazo no se cumple en el plan de reindustrialización. Sólo hay una medida que pueda bajar el precio de la energía, que es el fomento del fracking en España. Pero para ello, habrá que esperar unos años, y a lo mejor para algunas industrias ya es tarde. Soria aprovechó además para meter el miedo en el cuerpo. Sin fracking puede haber deslocalización hacia EEUU. Y aquí paz y después gloria.

El ministro José Manuel Soria durante la presentación del plan. FOTO: Minetur.
El ministro José Manuel Soria durante la presentación del plan. FOTO: Minetur.

El Gobierno ha tardado casi tres años en presentar un plan de reindustrialización. ¿Por qué? ¿Si tan mal estaba la industria por qué no se hizo en el primer ejercicio? ¿Si querían cambiar el modelo productivo del país por qué han tardado tanto? A estas y otras preguntas evitó responder el ministro Soria cuando finalizó el acto.

Algunas voces discordantes con el plan lo tachan de papel mojado porque no tiene ninguna dotación económica y así será muy difícil cambiar el modelo productivo. Tanto los sindicatos como los empresarios han advertido al Ministerio de que hay que concretar más las 97 medidas. “Esto es todo muy bonito, pero hasta que no se concrete no se podrá valorar el plan”, dijo un empresario a este diario tras finalizar la presentación.

Este tipo de comentarios los tuvo que escuchar Soria de los ponentes que le acompañaban. Por ejemplo, el directivo de Renault España, José Vicente de los Mozos aseguró en su intervención que “las medidas hay que llevarlas a cabo y además controlar que se hagan”. Por su parte, Jorge Sendagorta, dijo en su discurso que sin dotación económica resultaría complicado ver un cambio del modelo productivo español.

El hecho de que se presente un plan para fomentar la competitividad de la industria y que no haya un mísero euro para llevarlo a cabo suena a chiste. ¿Cómo pretende llevarlo a cabo? Encima el Ministerio dice que implantará más pronto que tarde muchas de estas medidas. Si se pretende que la industria represente el 20% del PIB español (ahora está en el 15,9% si se incluye la energía) es vital que se dote económicamente, y no vale solo con el Plan Pive, que tan buenos resultados está dando a la industria del automóvil.

Pero lo que de verdad importa a la industria es el precio de la energía. Y de eso, mejor no hablar, como dejó bien claro el directivo de Renault en su intervención. El Gobierno insiste en el modelo estadounidense del fracking para tener unos precios competitivos. La medida ayuda a la industria. Pero ¿si no hay shale gas, qué se hace? No hay plan b para reducir los costes energéticos y en el caso de que haya gas no convencional, los frutos llegarían como pronto dentro de unos cuantos años.

El sistema eléctrico está totalmente patas arriba, con agujero de más de 30.000 millones de euros que impide al Ministerio poder maniobrar. Está atado de pies y manos. Y por mucho que el ministro diga que continuará con la reforma eléctrica, la solución no se vislumbra a corto plazo. Los resultados lo demuestran. Tras recortar a diestro y siniestro, sobre todo a las renovables, el agujero del déficit de tarifa eléctrica continúa creciendo. Soria dice que este año no habrá, pero el precio de la electricidad sigue estando muy por encima del resto de competidores europeos. Y si no se consigue reducir el coste energético, la industria no tirará hacia delante. Por muchas 97 medidas que se quieran implantar.

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

1 Comentario

  1. Después de 26 años de investigaciones estamos sacando a la luz pública un paquete de innovaciones tecnológicas muy rentables, con las que podemos lograr el Desarrollo Sostenible y evitar el Cambio Climático. Se trata de un sistema tecnológico integrado de: Transporte global, ecológico, multimodal por: Tierra, mar y aire, sin combustibles; y también de electrogeneración limpia a US$7/MW/h, y que además resuelve los problemas de falta de agua potable en todo el mundo. Queremos entregarle a la humanidad las patentes internacionales a través de una organización seria.
    [email protected]

Dejar respuesta

3 × 2 =