Toyota compartirá más de 5.500 patentes para impulsar el coche de pilas de hidrógeno

0
El vicepresidente de Toyota en EEUU, durante el anuncio del regalo de patentes en el CES. FOTO: Toyota.
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail
El vicepresidente de Toyota en EEUU, durante el anuncio del regalo de patentes en el CES. FOTO: Toyota.
El vicepresidente de Toyota en EEUU, durante el anuncio del regalo de patentes en el CES. FOTO: Toyota.

“La era del petróleo se ha acabado, ahora empieza la era del hidrógeno”. Esta frase es del científico Michio Kaku durante la presentación del fabricante japonés de automóviles Toyota en el Consumer Electronics Show (CES) que se celebra en Las Vegas. 

Toyota anunció una nueva medida para impulsar el desarrollo de los coches con pilas de combustible de hidrógeno. El fabricante nipón cree que es el mercado de futuro y apuesta por ello a partir de ahora. 

La medida consiste en compartir con la competencia más de 5.500 patentes sobre el desarrollo de las pilas de hidrógeno. Lo que pretende es proporcionar licencias exentas de regalías, de derechos de autor, a otros fabricantes de automóviles y entidades.

No es la primera vez que un fabricante regala las royalties por sus patentes y que comparte los derechos de propiedad industrial para potenciar una tecnología. Hace un año, el fabricante de coches eléctricos Tesla hizo lo mismo con sus baterías. 

El fabricante japonés, uno de los grandes impulsores del coche híbrido, (mitad gasolina, mitad eléctrico) consiguió también buenos resultados gracias a compartir sus ideas, aunque en este caso no regaló las patentes. 

“En Toyota, creemos que cuando las buenas ideas son compartidas, grandes cosas pueden suceder”, dijo Bob Carter, vicepresidente senior de operaciones automotrices de Toyota Motor Sales en EEUU. 

Toyota cree que el mercado del coche con pilas de hidrógeno se va a impulsar en los próximos años y que será en 2020 cuando se podrán ver los primeros prototipos en las carreteras. Pero para ello, “requiere un esfuerzo concertado y la colaboración entre los fabricantes de automóviles no convencionales, los reguladores, es decir, los gobiernos, la academia y los proveedores de energía. Al eliminar los límites corporativos tradicionales, podemos acelerar el desarrollo de nuevas tecnologías y avanzar hacia el futuro de la movilidad más rápida, eficaz y económica”, señaló Carter.

Las cerca de 5.680 patentes globales se dividen en 3.350 patentes de software de control del sistema de células de combustible, 1970 patentes relacionadas con las pilas de combustible, 290 patentes de alta presión de los tanques de hidrógeno, y 70 de producción y suministro de hidrógeno.

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

veinte − 18 =