Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Francia está al borde del caos eléctrico. Aunque todo dependerá del comportamiento de los ciudadanos, empresas y comunidades francesas.

El operador del sistema eléctrico galo, RTE, anunció esta pasada tarde que posiblemente tendrá que tomar alguna medida el jueves para mantener el servicio eléctrico en todo el país, para no sufrir ningún apagón.

“Para el día jueves RTE puede tener que utilizar algunas de las soluciones excepcionales graduales previstas para mantener la fuente de alimentación, en función de los cambios de temperatura. El uso de sólo una parte de estas soluciones innovadoras (alerta enviada a través de la aplicación éCO2mix, interrumpibilidad, caída de tensión) debe ser suficiente para suministrar energía de los franceses. El uso de estas soluciones se confirmará el día 18 por la tarde”.

rte-moyenexcept_170113_2

Entre esas medidas está aplicar la interrumpibilidad durante las dos grandes horas punta (de 18.00 horas a 20.00 horas) y si con eso no se consigue, se aplicaría una bajada de tensión del 5%.

La previsión de RTE es que tenga una punta de demanda el jueves que roce los 95.000 MW, y claro al tener siete reactores parados, solo puede llegar a cubrir esa demanda con las importaciones a otros mercados. Como mucho Francia puede llegar a importar 6.000 MW, algo que sería complicado de ver.

Lo que sí está haciendo el gobierno galo, a través de RTE, es concienciar a los ciudadanos franceses de que traten de ahorrar energía en las horas punta. Tanto en casa como en el trabajo.

rte-ecogestes_2

Así, les pide que desde las 08.00 horas hasta las 13.00 horas, y desde las 18.00 horas hasta las 20.00 horas no pongan grandes electrodomésticos a funcionar (lavadoras, lavaplatos, etc), que bajen la temperatura de sus termostatos uno o dos grados, y que desenchufen el televisor o el ordenador.

Algo que no hará todo el mundo por cuestiones de trabajo, pero que se puede llevar a cabo sin ningún problema si se quiere claro.

Ahora solo queda esperar, mientras tanto el precio de la electricidad por encima de los 100 euros MWh. La ola de frío en Europa está saliendo muy cara a los consumidores.

 

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

cinco × cinco =