Indra se desprende de su negocio de renovables

0
Parque de La Magascona, en Trujillo, uno de los proyectos de Procinsa. FOTO: Procinsa
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail
Parque de La Magascona, en Trujillo, uno de los proyectos de Procinsa. FOTO: Procinsa
Parque de La Magascona, en Trujillo, uno de los proyectos de Procinsa. FOTO: Procinsa

Mientras el sector de las energías renovables crece en todos los rincones del mundo y, según las previsiones de la Agencia Internacional de la Energía (AIE) seguirá haciéndolo hasta el 2020 a un ritmo  anual del 5,4% de media, en España el sector está paralizado y muchos de sus protagonistas han colgado el cartel de ‘en venta’ tras el recorte asestado por Industria con el decreto de renovables del pasado 6 de junio. Primero fue Acciona quien vendió a KKR un  tercio del su negocio de renovables por 417 millones; hace unos días ACS anunciaba que esperaba vender sus activos renovables antes de que acabe el año. El último en desprenderse de su negocio de energías limpias ha sido el grupo Indra, que ha vendido Procinsa, su ingeniería especializada en energías renovables a un grupo hispano-chino, formado por el grupo asturiano Isastur y la china Boer Energy.

En la sede de la principal empresa de servicios tecnológicos no comentan nada de la operación, de la que tampoco han informado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), pero los responsables de la ingeniería Isastur, aseguran que “Indra abandona el negocio de las energías renovables para centrarse en desarrollar su negocio principal”.

Procinsa es una empresa asturiana especializada en la ingeniaría de proyectos de energías renovables, especialmente en los sectores fotovoltaico y eólico, con más de 25 años de historia, más de 245 MW de energía renovable construidos en España  y con importantes clientes y referencias a nivel nacional e internacional y que estaba incardinada en el grupo Indra  a través de Prointec.

El grupo Isastur, también con  base en Asturias, es una de las empresas más activas en el sector eléctrico a nivel nacional. La compañía está especializada en diseño y construcción llave en mano de proyectos de generación, transporte y transformación  de energía eléctrica y cuenta con filiales propias en 16 países de Europa, América, África y Oriente Medio. El grupo factura más de 150 millones de euros, principalmente en el mercado internacional y emplea a más de 800 personas.

El aliado oriental

El grupo Isastur acaba de firmar una alianza con la china Boer Energy, filial de desarrollo, promoción y construcción de proyectos energéticos del grupo chino Boer Power, empresa cotizada en Hong Kong dedicada al diseño, fabricación y comercialización de material eléctrico. Factura más de 250 millones de euros y emplea a 1.700 personas en tres fábricas en China.

Wang Yun, director ejecutivo de Boer Energy.
Wang Yun, director ejecutivo de Boer Energy. FOTO: La Nueva España

Esta es la segunda operación de Boer Power en España, tras la adquisición en mayo de 2013 de Grupo Temper para desarrollar su negocio internacional de componentes de material eléctrico. Para Wang Yun, director ejecutivo de Boer Energy, las sinergias del acuerdo con Isastur son evidentes: “Esta operación  pone en valor las fortalezas de los dos grupos y supone un paso clave en la consolidación del proyecto internacional de Boer Power, que cuenta a partir de ahora con un socio con experiencia para desarrollar los mercados de crecimiento para estas tecnologías”

Con esta joint venture en Procinsa, ambos grupos suman fuerzas para desarrollar proyectos de energías renovables en los mercados asiático y latinoamericano, donde los dos tienen respectivamente una fuerte implantación. Sergio Robles, director general de Procinsa, ha señalado que aunque esta operación ha tardado en madurar debido al número de participantes en la misma, actualmente ya se está trabajando en proyectos concretos tanto en China como en Sudamérica bajo la nueva sociedad.

Tanto en esta operación, como en la realizada con  anterioridad en la adquisición del Grupo Temper, el promotor ha sido Tianshan, asesor de finanzas corporativas chino que trabaja especialmente en el sector energético y medioambiental. Tianshan ha establecido recientemente operaciones en España y en esta ocasión ha tomado también parte del capital de Procinsa.

 

 

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

1 × tres =