Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

El secretario de Estado de Energía, Daniel Navia, ha defendido que para abordar la transición energética hace falta coordinación y consenso “a todos los niveles”, sobre todo entre las Administraciones Públicas para mantener la “estabilidad” del sector en el tiempo.

Durante la presentación del informe ‘BP Statistical Review of World Energy 2017’, presentado este jueves en Madrid, Navia ha subrayado también la importancia de la colaboración entre el sector público y privado y ha destacado que en la comisión de expertos, creada por el Ejecutivo el 7 de julio para elaborar un informe sobre diferentes escenarios de transición energética, debe haber “debate de datos y no de ideologías”.

El secretario de Estado de Energía ha explicado que el sector energético se enfrenta a “desafíos fundamentales” y que está “sometido a presiones” que ningún otro tiene, subrayando que en España está enmarcado en un contexto de recuperación cíclica “muy intensa”. “El consumo está estabilizado y la eficiencia energética tiene cada vez más peso en varios sectores”, ha apuntado.

Por otro lado, ha resaltado que el sector energético español está “equilibrado” financieramente hablando y que la bajada de precios es “fundamental” para su sostenibilidad. “El Gobierno se compromete a no incrementar los costes regulados e incluso a ir reduciéndolos. Esto es la base para afrontar la transición energética”, ha indicado.

En este sentido, el secretario de Estado de Energía ha explicado que la transición energética es un proyecto a largo plazo y que también deberá existir coordinación y “coherencia de políticas” entre los países que conforman la Unión Europea (UE), ya que va a “cambiar” todo el mercado continental.

Por otra parte, en cuanto a renovables, Navia ha señalado que no van a poder decidir el ritmo al que se va a implantar, aunque conviene la “máxima rapidez” para lograr una mayor competitividad del sistema energético y luchar así contra el cambio climático.

En la misma línea, ha indicado que hay que lograr una mayor eficiencia energética, y que para 2050 se debe reducir “en cierta medida” el papel de los combustibles fósiles. Además, ha destacado que las decisiones que se tomen relacionadas con la energía nuclear afectarán “a cualquier otra” y que el sector transportes tendrá una “contribución fundamental” hacia un mundo más ‘verde’.

Navia también ha avanzado un cambio de paradigma en el sector. “Ya no podemos seguir avanzando en consumo, hay que consumir menos y de manera más inteligente”, ha agregado.

Finalmente, ha subrayado que es “más difícil” tomar decisiones con la transformación tecnológica, porque “no se sabe que va a pasar”. “Hay que ser conscientes que esta transformación tecnológica va a cambiar las regulaciones del sector”, ha concluido.

Artículos relacionados:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Dejar respuesta

4 × tres =