Petróleo & Gas

Los ciclos de gas tendrán que ser compensados si se pone tope

Si a los dueños de las centrales les cuesta el doble, podrían no estar disponible
1 comentario publicado

Los ciclos combinados de gas, que generan electricidad con gas, tendrán que ser compensados, si se les pone un tope, ya que si no se les abona la diferencia de lo que les cuesta el gas, actualmente en máximos en el mercado, podrían declararse indisponibles, según fuentes del sector eléctrico.

Explican que si a los dueños de esas centrales el gas les cuesta el doble de lo que tienen que venderlo, si no les pagan la diferencia, podrían no estar disponibles, y añaden que el Gobierno siempre ha hablado de compensar por esa reducción, que afecta a un volumen de gas más pequeño del que pasa por el mercado.

No obstante, dicen que el coste de la compensación sería bastante menor que el impacto que tiene el precio del gas en el mercado eléctrico mayorista, que es muy grande, al ser que, cuando casa precios, el que marca el precio final con el que se retribuye a todas las tecnologías.

Por eso, indican que compensar a los ciclos por topar el precio del gas es mucho más barato y no generaría déficit de tarifa.

El volumen de gas afectado sería más pequeño del que pasa por el mercado, pues la mayor parte del gas que se vende en España no estaría expuesto al tope, ya que está comprado y vendido a plazo a clientes a precios pactados, añaden.

Por eso, señalan que, si se hacen bien las cuentas, los volúmenes afectados que percibirían una compensación serían menores de lo que parece.

Estas mismas fuentes explican que hay varias maneras para desacoplar los precios de la electricidad de los del gas.

Una de ellas es poner un precio de restricciones, como se hizo con el carbón nacional para generación eléctrica en su día para desplazar al de importación, pero consideran que eso no funcionaría con el gas, pues los ciclos combinados son muchos, y el mercado no casaría y no habría precios.

También se podría poner un tope a las ofertas de electricidad de los ciclos combinados, con lo que todos ofertarían como máximo a ese precio, aunque ello requeriría compensar a los propietarios de esas centrales, a los que el gas les está costando más.

Además, esta fórmula tiene un problema, que es que si todos los ciclos combinados ofertan al mismo precio, no habría manera de repartir el despacho de electricidad en el mercado entre todas las centrales de esa tecnología y habría una curva de precios plana.

Otra fórmula sería dar una subvención a los ciclos combinados, como las primas que se daban a las renovables, lo que se trasladaría a los precios que bajarían, pues todos los precios se ofertarían como si el gas fuera más barato y bajaría el precio en el mercado eléctrico.

Las mismas fuentes consideran que cualquiera de esas posibilidades de desacoplamiento se pueden poner en marcha, pero consideran que no puede hacerlo España sola, pues se dispararían las exportaciones a Francia y Portugal al ser los precios españoles más baratos, pero eso gracias a que la compensación a los ciclos combinados la pagarían los consumidores españoles.

Por eso, creen que habría que imponerlo en toda Europa para que los flujos de electricidad entre distintos países no se distorsionaran y los precios bajen por igual en todos los sitios.

Para estas fuentes, los precios del mercado eléctrico funcionan bien y el problema son los del gas, pero no sólo por su repercusión en el mercado eléctrico, sino también en la calefacción y en la industria, por lo que creen que lo conveniente sería poner el tope de precio a todo el gas, pero también tendría que ser una medida coordinada.

Añaden que si no hay un mecanismo coordinado, el gas natural licuado (GNL), transportado en barcos, puede irse a otros sitios donde se pague más por él, lo que obligaría a adquirir el gas que falte, con el consiguiente sobrecoste.

Por eso, esperan que antes que el Gobierno español desacople el precio del gas de la electricidad, que la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha anunciado que se hará en abril, haya un mecanismo uniforme en todos los países europeos.

En cuanto a medidas como la reforma del Precio Voluntario al Pequeño Consumidor (PVPC) o tarifa regulada, que tienen, entre otros, los beneficiarios del bono social, las mismas fuentes consideran que no es el momento, pues meter ahora una señal que la indexe también a precios eléctricos a largo plazo, obligaría a estos consumidores a convivir con precios altos durante tiempo.

Respecto a otras medidas que el Gobierno español ha puesto en marcha, como la minoración a las compañías de los beneficios obtenidos por los altos precios del gas, señalan que es una medida insuficiente y que, al excluirse la electricidad vendida a plazo con anterioridad al real decreto-ley que aprobó la minoración, hay compañías que no han tenido que ingresar nada por esa medida.

Noticias relacionadas

Un comentario

  • Miguel

    14/03/2022

    La medida más adecuada es :
    -Sacar a los generadores del RECORE (renovables, cogeneración y residuos) del mercado marginalista -representan el 35% de la electricidad-. En estos momentos están cobrando el precio de mercado + ayuda del estado. Se les puede poner un precio fijo.
    - Del 15% de la nuclear y el 50% de la hidráulica que acude al mercado marginalista habría que sacarlas de alguna forma.
    - Del resto de las renovables que acuden al mercado marginalista a hacer su agosto, también habría que ver el modo de forzarles a salir del mercado marginalista y que hagan contratos bilaterales de largo plazo a precios moderados.
    - Por supuesto, poner en marcha las centrales térmicas de carbón para tratar de expulsar a las centrales de gas del mix.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Todos los campos son obligatorios